jueves, 25 de junio de 2015

Conjunción Júpiter-Venus. Guía de observación. (Actualización 30/06/15)

Actualización 30 de junio de 2015

A medio camino de la conjunción y justo empezando los días más interesantes cuando la separación entre ambos planetas sea inferior a un grado, he realizado algunas fotografías que, como comenté, iba a ir colocando en el blog. Todas las imágenes están tomadas con una cámara Canon EOS450D con un refractor apocromático BORG de 36mm acoplada a ella. Los tiempos de exposición son de 1.3 segundos con una ISO1600. Todas están en la misma escala.


Día 26 de junio

Conjunción entre Júpiter (arriba a la izquierda) y Venus. (Cádiz, 26/06/15) - Separación: 2.4º



En este día la imágen de Júpiter llamaba bastante la atención pues tenía a sus cuatro satélites junto a él. A un lado, en solitario, a la izquierda del planeta aparece Io. A la derecha aparecen los otros tres, por orden se trata de Europa, Ganímedes (el más brillante) y Calisto. He aquí una ampliación de la imagen anterior.


Como comentaba en la entrada original, también con móviles se pueden captar buenos recuerdos de esta excelente conjunción. Como prueba de ello aquí dejo una imagen tomada desde la playa de la Victoria en Cádiz con un iPhone.

Júpiter y Venus cada vez mas cerca pero lejos en el precioso océano cósmico.



Día 27 de junio 



Es evidente su acercamiento. Aquí la separación era ya inferior a dos grados, en concreto un grado y cuarenta minutos aproximadamente. En esta ocasión la imagen que deparaba Júpiter no restaba para nada su encanto habitual. El punto más cercano al planeta es Io mientras que Ganímendes y Calisto seguían la alineación de satélites pero más separados. El mundo Europa se encontraba trás el planeta y por tanto invisible para nosotros.

28 de junio de 2015

En esta ocasión la fotografía mostrada se ha realizado solo unos minutos antes de actualizar esta entrada. Desde el centro de la ciudad de Sevilla a nada menos que 34º de temperatura (a las 23h20 hora local). La imágen no está tratada y se publica tal cual.



En esta ocasión Júpiter se encuentra flanqueado por su lado izquierdo por Europa, aquel mundo por el que Arthur C. Clarke sentía tanta fascinación. Por el otro los satélites visibles son Ganímedes (el más cercano) y Calisto. Io está por delante del disco del planeta y es invisible.

Por cierto en esta misma noche en que Júpiter y Venus se acercaban mutuamente también hemos podido observar como la Luna y Saturno se encontraban a unos dos grados de separación.

Día 29 de junio de 2015

Cerca de la medianoche veraniega, cuando el calor aún aprieta, alzas la vista al cielo y escuchas como la gente se maravilla con estas bellísimas imágenes que nos regala el cielo nocturno. "Qué bonito! ¿Que estrellas serán?" La Astronomía es una Ciencia que, además de ser preciosa. tiene su parte de arte y espectáculo gratuito para que se disfrute a cambio de nada. Por eso es maravillosa.

Hoy si mirabas al cielo veías a Júpiter y Venus separados 46´de arco, una distancia equivalente a una vez y media el diámetro de la Luna Llena. Precioso espectáculo. Mañana lo disfrutaremos aún más, tendremos a una distancia equivalente a tres cuartas partes del diámetro referido. No debemos perder esta oportunidad de  observar y (mejor) fotografiar este espectáculo. 

Nota: La escala de las fotografías sigue siendo la misma que días anteriores.


Júpiter y Venus separados 46´. (29/06/15) - EOS450D+Borg. Misma escala que las anteriores.
Astronomía Urbana tomada con un objetivo de 35mm


Día 30 de junio: máximo acercamiento.

Esta noche hemos tenido reunión de "vecinos". Júpiter y Venus, juntos en el cielo. Júpiter iba acompañado de toda su familia de satélites. Ganímedes a la izquierda y, a la derecha, Io, Europa y Calixto. Es bonito, ¿verdad?

Que posición más preciosa ocupamos en el Sistema Solar. No por localización, sino por que podemos disfrutar de una observacíón como la de esta noche. En esos mundos que vemos no existen vidas que puedan ver conjunciones tan preciosas como las que hemos podido ver nosotros. Nuestro objetivo como especie es seguir siendo afortunados por ello y disfrutar de estos maravillosos cuadros que el cielo pinta para que sepamos admirarlos. No desperdiciemos nuestra posición...

Imagen obtenida con EOS450D + Refractor Apocromático Borg de 36mm - 1 segundo de exposición a ISO1600


Seis cuerpos del Sistema Solar muy próximos en el cielo - Refractor BORG36mm ISO1600 1 segundo de exposición


Desde cualquier lugar puedes disfrutar del espectáculo del cielo - ISO1600 1.5 segundos de exposición (50mm)



Un poco de Astronomía urbana (135mm)



[Entrada Original]

En los próximos días podremos disfrutar de un nuevo espectáculo que nos ofrece el cielo nocturno. Se trata de un acercamiento aparente muy pronunciado, visible en el horizonte oeste, entre los planetas Júpiter y Venus. Ambos planetas se acercarán muchísimo llegando a solo 22 minutos de arco de separación la noche del día 30 de junio, algo así como las tres cuartas partes del diámetro de la Luna Llena.

Este tipo de fenómenos referidos a la posición aparente de los cuerpos celestes reciben el nombre de conjunción y es aplicable a dos cuerpos (o más) del Sistema Solar. Cuando estos cuerpos celestes tienen la misma longitud celeste observados desde la Tierra se dice que los cuerpos están en conjunción. (Los términos "conjunción inferior" y "conjunción superior" tienen un significado diferente en Astronomía).


OBSERVACIÓN

El planeta Venus brillará con magnitud -4.4 y Júpiter con -1.8 cambiando sus posiciones relativas diariamente. A continuación se expone una tabla en la que aparece la distancia entre los planetas así como la altura de Venus sobre el horizonte durante todo el período comprendido entre los días 26 de junio y 5 de julio cuando los planetas estarán separados una distancia dos grados o menos. La hora está referida a las 20h30 Tiempo Universal o 22h30 horario peninsular español. Como puede verse la observación debe centrarse entre los días 29 de junio y 2 de julio cuando los planetas estén separados menos de un grado y por supuesto el día 30 de junio.¡Pasaremos de poder tapar los dos planetas con nuestro dedo pulgar a hacerlo con el dedo meñique!



Como se ha indicado anteriormente el fenómeno celeste será visible hacia el horizonte oeste, a unos 20 grados de altura y desde luego no pasará desapercibido salvo que las nubes lo impidan. Para su observación no se necesitará más que nuestros propios ojos pero si empleamos unos simples prismáticos la imagen será excelente. Aún más si usamos un pequeño telescopio, pues ambos planetas entrarán en el mismo campo del telescopio si aplicamos el ocular de mayor distancia focal que tengamos (de 20mm en adelante) y empleamos bajos aumentos. 

Además, el uso de los prismáticos o de un pequeño telescopio por modesto que sea será altamente aconsejable pues nos permitirá distinguir, claramente, los satélites de Júpiter e incluso observar la fase en la que se encuentra Venus (esto último se conseguirá con un telescopio). Mientras que Júpiter se verá como un disco de 32 segundos de arco de diámetro, Venus estará en una fase creciente del 34% ocupando la zona iluminada también unos 32 segundos de arco.


Júpiter y Venus, el padre y la madre, juntos en el cielo. (Agosto2014)

LA CONJUNCIÓN DÍA A DÍA

A continuación se muestra un diagrama con la posición de los planetas día a día en el período de diez días que hemos seleccionado en base a las distancias aparentes. Como quiera que uno de los planetas protagonistas es Júpiter y su observación con prismáticos o telescopios mostrará la siempre magnifica danza de sus satélites alrededor del planeta gigante, he creído conveniente incluir la disposición de los mismos también a las 20h30 Tiempo Universal para facilitar su identificación: I se corresponde con el satélite Io, G con Ganímedes, E con Europa y C con Calixto. GRS indica el lugar de la Gran Mancha Roja del planeta solo visible para instrumentos mayores.

Viernes, 26 de junio




Sábado 27 de junio







Domingo 28 de junio







Lunes 29 de junio







Martes 30 de junio






Miércoles 1 de julio






Jueves 2 de julio






Viernes 3 de julio







Sábado 4 de julio







Sábado 5 de julio






FOTOGRAFÍA

Júpiter, Venus y la Luna (Junio 2015)
Cualquier cámara puede registrar este bonito cuadro en el cielo nocturno. Lo ideal es hacer la toma intentando buscar un fondo de paisaje interesante: una montaña, una zona arbolada, algún monumento, etc. Con una cámara reflex y un objetivo de 50mm se pueden hacer muy buenas fotos de campo donde aparezcan los dos planetas casi unidos. Con una exposición de 5-6 segundos es más que suficiente para que salga una buena imagen  con una ISO800. La pequeña separación se hará más evidente si aplicamos algún teleobjetivo a nuestra cámara fotográfica. Así conseguiremos captar a ambos planetas incluidos los satélites de Júpiter. Si usamos un objetivo de 135 mm, por ejemplo, con una ISO1600 y una exposición entre 1 y 1.5 segundos es más que suficiente para ello. Podemos ayudarnos de esta entrada publicada recientemente sobre fotografía del cielo sin seguimiento.

Desde luego también se podrán hacer fotos con móviles (¡como no!) y, aunque no obtengamos una fotografía como las que pueden realizarse con las cámaras fotográficas normales guardaremos un buen recuerdo de este acercamiento. Como prueba puede valer la fotografía que ilustra este párrafo realizada con un iPhone 5.5 de la pasada conjunción de Júpiter, Venus y la Luna. Lo que si está claro es que, sea con el instrumento que sea, si tenemos oportunidad, fotografiemos esta maravillosa conjunción. Dejemos a un lado las prisas y tomémonos el tiempo necesario para hacer buenas fotografías de este espectáculo. 

Esta entrada se irá actualizando mediante la inclusión de las fotografías que vaya obteniendo durante el día del máximo acercamiento y los días previos y posteriores al mismo.


GUÍA DE OBSERVACIÓN

Se ha preparado una Guía de observación en pdf (basada en esta entrada) para su libre distribución con idea de que todo aquel interesado pueda disfrutar de estas maravillas que, como en ésta ocasión, nos ofrece el cielo nocturno. 

La Guía puede obtenerse en este enlace y se puede distribuirse libre y gratuitamente. Solo pediría que, por consideración al tiempo dedicado en su realización, se citase la procedencia.

¡¡Muchas Gracias!!

lunes, 22 de junio de 2015

Un trío de cráteres junto al Mar del Nectar

Una de las zonas más bonitas de la Luna y perfectamente visible cuando la Luna cumple seis días de edad es la formada por un magnífico trío de cráteres que se sitúan al oeste del Mare Nectaris (el Mar del Nectar). Los cráteres son Catharina, Cyrillus y Theophilus y son perfectamente visibles con unos prismáticos de 10x50 o con cualquier telescopio por pequeño que sea, aunque debamos obtener más aumentos si queremos resolver más detalles del relieve de los mismos. 

EOS450D + Borg 36mm - ISO 200 - 1/80s - Sevilla (Centro) - 22/06/2015

Viajemos por la Luna. Si localizamos el Mare Nectaris podremos ver un "mar" no demasiado oscuro de unos 350 kilómetros de diámetro. La edad de esta zona es de casi 4000 millones de años, es una zona vieja que puede comprobarse porque su forma circular parece difuminarse debido al alto número de impactos que ha sufrido a lo largo de todo su tiempo de vida. Poco después de la formación de este Mare parece ser que se formó el cráter Fracastorius como antesala a la formación de otros cráteres de pequeño tamaño. El cráter Fracastorius se sitúa al sur del Mare Nectaris y es una zona circular de 128 kilómetros de diámetro. Debe su nombre al médico renacentista italiano Girolamo Fracastoro, quien descubriera, allá por el siglo XVI, la sífilis y fuera el primero en hablar sobre el contagio de enfermedades.

Al noroeste del Mare Nectaris encontraremos ahora un trío de cráteres realmente precioso y muy destacado en el relieve lunar. El más antiguo de ellos y el que está más situado al Sur es el cráter Catharina. Su diámetro es de 104 kilómetros y dispone de paredes que superan los 3000 metros de altura. Por su lado Este aparece llano, todo lo contrario que su lado oeste cuya observación con un telescopio mediano revela varias colinas y cráteres. Debe su nombre a una impulsora del cristianismo, Catalina de Alejandría.

El cráter situado en el centro es el llamado Cyrillus. De tamaño similar al anterior (100 kilómetros de diámetro) y más jóven que éste. Al telescopio puede verse en su centro a tres picos el mayor de los cuales alcanza 1000 metros de altura. Las paredes más altas se encuentran en la vertiente Este. El cráter recibe el nombre en honor a Cirilo, filósofo griego del siglo V.

La formación que cierra el trío es el más septentrional: Theophilus. con sus 104 kilómetros de diámetro se iguala a los otros dos cráteres observados anteriormente. Eso sí sus paredes son más altas que las de ninguno de los dos pues llegan a los 4400 metros de altura. Tiene un pico central (en realidad son cuatro) cuya altura alcanza los 1400 metros extendiéndose toda esa zona de altas cumbres por unos 30 kilómetros de diámetro.  La observación con un telescopio de esta zona es realmente fascinante. El cráter parece aplastar a Cyrillus de lo que podemos deducir que es más jóven que este (y el más jóven de los tres). Debe su nombre al filósofo griego Teófilo quien vivió en el siglo IV.

El observar el disco lunar y viajar por su relieve llena de romanticismo al astrónomo y al interesado en la ciencia en general. Estamos observando otro mundo, un mundo sin atmósfera y sin vida pero un mundo al que le tenemos mucho aprecio. Es nuestra vecina, la Luna.



domingo, 21 de junio de 2015

Solsticio de Verano: El Sol Quieto

EL SOL QUIETO

Hoy día 21 de junio a las 16h38 Tiempo Universal (18h38 hora local) comenzará la estación de verano en el hemisferio Norte y el invierno en el hemisferio Sur. En esta entrada nos vamos a referir a la estación veraniega.

La causa de las estaciones es la inclinación del eje de rotación de la Tierra respecto al plano de la eclíptica. Dicho eje forma un ángulo de inclinación de 23º27´. Este ángulo no cambia  a lo largo del movimiento anual de traslación de la Tierra alrededor del Sol. 

Imagen Wikipedia
Desde un punto de vista situado en el Sol, la Tierra en su movimiento anual alrededor del Sol pasa por un punto llamado solsticio de verano, en concreto hoy 21 de junio, en el que el eje de rotación alcanza la máxima inclinación respecto al Sol. Dicha inclinación irá disminuyendo hasta llegar al solsticio de invierno. Entre ambos puntos hay otros dos puntos intermedios llamados equinoccios en los que el eje terrestre no está inclinado hacia el Sol (ver figura).

El ángulo que forma la línea que une los centros de la Tierra y el Sol y su proyección sobre el ecuador se llama declinación solar. Su valor máximo se da en el solsticio de verano +23º27´; el mínimo en el solsticio de invierno, -23º27´y en los equinoccio la declinación solar es 0º.

Solsticio es una palabra procedente de la palabra latina solstitium que significa el Sol quieto. En el solsticio de verano el Sol alcanza su máxima altura anual y la duración de los días es máxima. (Y al contrario en el solsticio de invierno). El Sol alcanzará el cenit (altura=90º) en el Trópico de Cáncer en verano y el Trópico de Capricornio en invierno.


ALTURA DEL SOL

La altura solar cambia a lo largo del día desde que nace el Sol hasta que se pone, siendo máxima al mediodía. En concreto hoy día 21 de junio alcanzará la mayor altura desde cualquier lugar del hemisferio norte a las 12h00 Tiempo Universal. Desde la Península Ibérica eso se producirá a las 14 horas locales. Pero ¿qué altura es esa? Vamos a calcularlo de una manera muy simple.

La altura máxima del Sol (H) se relaciona con la latitud del lugar (que llamaremos L) y la declinación solar (que llamaremos DS) mediante la expresión:

ALTURA = 90º - (L - DS) = 90 - L +DS

La latitud de nuestro lugar de observación puede encontrarse en cualquier texto o en la red y la declinación solar en el solsticio de verano ya sabemos que es +23º.27´ (23.45º). 

Pongamos por caso que la observación la realizo ayer sábado desde la azotea de mi casa, situada en Sevilla que se encuentra a una latitud de 37º24´. 

Subo a mi azotea acompañado de una tabla, un lápiz, una regla y la compañía inseparable de mi hijo mayor. 

Sobre la tabla blanca sitúo un lápiz verde (el color que le gusta a mi hijo Daniel) que mide 16,5 centímetros. El Sol está en el cenit y bajo una "agradable" temperatura de 39º, el lápiz proyecta una sombra de 4 centímetros.



Realicemos un pequeño cálculo para conocer la altura del Sol. Tenemos que encontrar el ángulo alfa que aparece en la figura. La razón trigonométrica que nos lo permitirá conociendo el tamaño de los catetos es la tangente. 

Calculando tendremos tan A = 16.5 / 4 = 4.125 que se corresponde con un ángulo de 76º22´ Si ahora hacemos uso de la fórmula de la altura indicada anteriormente tendremos:

Altura = 90º - 37º24´+ 23º27 = 76º03´

¡No esta mal! Hemos obtenido la altura del Sol con una pequeña diferencia de 19´. La precisión de las medidas y que el "experimento" estaba realizado ayer 20 de junio forman parte de esa pequeña diferencia que hemos obtenido. Así, llegamos a la conclusión de que la altura máxima que alcanza el Sol en Sevilla es de 76º.

Con un material parecido y una actuación similar, el sabio griego Eratóstenes de Cirene pudo calcular el tamaño de la circunferencia de la Tierra por la diferencia en los tamaños de la sombra que daba el Sol a un gnomon desde la actual Asuán (que se encuentra en el trópico) y Alejandría. 

Todos los solsticios de verano recuerdo ese magnífico episodio de Cosmos donde Carl Sagan recreaba ese momento...

¡Qué grande es la Ciencia! 


Feliz verano a todos los habitantes del hemisferio Norte y feliz invierno a todos los amigos del hemisferio Sur

jueves, 18 de junio de 2015

Conjunción Luna, Venus y Júpiter (Actualización)

A pesar de algunas nubes y un cielo cubierto de brumas debido al intenso calor que ha hecho el sábado día 20 en Sevilla, pude hacer algunas tomas de la conjunción. Es impresionante el espectáculo que nos ofreció el cielo con la Luna creciente, Júpiter y sus satélites y nuestro planeta vecino Venus formando un triángulo precioso.







CONJUNCIÓN LUNA-JÚPITER-VENUS (Entrada original)

En el próximo fin de semana el cielo nocturno nos mostrará  un maravilloso cuadro cuyos elementos principales son la Luna, Júpiter y Venus. Serán tres brillantes objetos celestes que formarán una bonita imagen en el horizonte oeste. En estos días Júpiter brillará con magnitud -1.4 y Venus con magnitud -4.1

También la cercanía a Venus del cúmulo abierto M44, con una separación de cuatro grados entre ambos, añade más encanto a esta conjunción (fotografía inferior) digna de ser fotografiada. 


Júpiter (izquierda), Venus y el cúmulo abierto M44. (Sevilla, EOS450D+objetvo 135mm - 17/06/15)

Viernes día 19 de junio

La situación en el horizonte oeste es tal y como se muestra en la figura inferior realizada con Stellarium. La Luna, iluminada un 11%, se situará a unos 12º sobre el horizonte oeste y se encontrará separada 9º de Venus quien estará al norte de nuestro satélite. Por su parte, Júpiter se sitúa a unos 7º al noroeste de Venus formando un bonito triángulo abierto.

A unos 5º al sureste de Venus y formando un ángulo recto con la Luna y el planeta aparecerá el cúmulo abierto M44 visible fácilmente con unos pequeños prismáticos.

Situación del horizonte oeste el viernes día 19 de junio

Sábado día 20 de junio

Elevada casi 20 grados sobre el horizonte oeste, la Luna, iluminada un 18%, se situará en el vértice de un triángulo con Júpiter y Venus. Estará separada de Venus casi 8º y algo más de 5º de Júpiter. Esa misma distancia, 5º, es la que distanciará a ambos planetas. Por su parte el cúmulo abierto M44 estará situado a unos 6º al sureste de Venus.

Situación del horizonte oeste en la noche del sábado 20 de junio
Días posteriores

Para los días posteriores la Luna se alejará del dúo de planetas los cuales, continuarán danzando y acercándose entre sí hasta su excepcional conjunción a final de mes. El domingo aún tendremos una bonita imagen en el cielo con la Luna a unos 12º al noroeste de Júpiter.

Elijamos el día que queramos y saquemos nuestra cámara fotográfica. Una exposición de 2-3 segundos con un objetivo de 50mm será más que suficiente para que podamos registrar esta maravillosa imagen que nos ofrece el Universo. Probemos con algún fondo curioso, horizonte, arboleda o algún conjunto monumental, la fotografía ganará en belleza. ¡A disfrutar del cielo!